Utilizamos cookies para ofrecer a nuestras visitas una experiencia transparente y cómoda a la hora de navegar por nuestra página web. Al utilizar nuestra página web acepta el uso de cookies; puede obtener más información sobre las cookies y su uso en nuestra web en la sección de Política de cookies

La banca evoluciona: gestiona tus tarjetas y firma contratos desde tu móvil

Las aplicaciones nos permiten realizar pequeñas acciones en el día a día que, en conjunto, nos hacen la vida más fácil. Desde BBVA ofrecen sus últimos servicios financieros potenciando su app BBVA móvil.

El móvil ha pasado de ser una “simple” herramienta para comunicarnos por voz, a una máquina inteligente que nos acompaña a cualquier lugar y en todo momento para ofrecernos cualquier tipo de información en unos segundos.

Ya no es sólo un móvil, el smartphone es mucho más: es nuestro reproductor de música, nuestra cámara de fotos y, también una oficina bancaria a la que podemos acceder al instante para realizar operaciones.

Banca Móvil

Estas son algunas de las funcionalidades que encontrarás en las aplicaciones móviles de BBVA, disponibles para iOS y Android.

Firma tus contratos en cualquier lugar

¿Has contratado un nuevo producto bancario? ya no necesitas pasar por tu oficina para firmar el contrato definitivo, puedes hacerlo desde casa o desde un taxi, simplemente con tu aplicación BBVA móvil.

En el apartado “Mi buzón” de la app encontrarás el contrato, con todos los detalles y condiciones. La firma tendrá total validez legal y garantía jurídica, pudiendo consultar una copia de seguridad de lo firmado en la web de BBVA.

Desde la app de BBVA móvil, así como desde la app BBVA wallet,  también puedes gestionar tus tarjetas y su nivel de seguridad. Seguro que alguna vez has perdido de vista la cartera con tus tarjetas dentro y un escalofrío te ha recorrido el cuerpo.

Tanto si has perdido una tarjeta como si simplemente quieres limitar su uso, desde la aplicación puedes apagarla o encenderla temporalmente y al instante. Además, puedes limitar sus operaciones a tu gusto, por ejemplo, impedir los pagos presenciales, las compras por Internet, la retirada de efectivo en cajeros o deshabilitar los pagos en el extranjero, todo de forma individual.

La banca también evoluciona y características como estas son fundamentales hoy en día, acordándonos de ellas justo cuando las necesitamos y nos encontramos lejos de nuestra oficina habitual.

Fuente: Omicrono

Si quieres convertir tu proyecto en un caso de éxito
siéntate con nosotros y...